68458E35-DE10-48A3-9D42-E595783F809B

Estaba pensando que hace mucho que no escribo sobre el modo en que la familia del otro planeta y a veces aterriza con fuerza sobre nuestro matrimonio. Y el otro día le decía una persona que es muy muy habitual que este asunto nos pueda dar cierta guerra precisamente debido a que tenemos una muy saludable relación familiar en España. Por eso la presencia y la ayuda que con frecuencia recibimos de nuestra familia de origen, a veces tiene su peaje. En la mayoría de las ocasiones el balance es muy positivo pero en otras puede herir tanto la relación entre los dos que vale la pena detenerse un minuto en esto.
Punto número uno: lo primero sois vosotros dos.
Punto número dos: su opinión es lo más importante para ti y debe prevalecer por delante de todas las demás.
Punto número tres: como buscas su felicidad, también ayudarás a que mantenga una buena relación con las personas que lleva en su corazón.
Punto número cuatro: si se da el caso de un enfrentamiento o de una disparidad de opinión seria, su posición está siempre a su lado aunque les cueste un disgusto a tus padres.
En fin podríamos seguir pero creo que la idea está clara, y si hay que llevarse algo del blog de hoy es preguntarnos a nosotros mismos si de verdad de verdad el ella son lo primero por delante de nuestra sangre. No olvidemos que nuestros padres lo que quieren es vernos felices y nuestra felicidad pasa por poner en el lugar número uno a la persona que hemos elegido para compartir nuestra vida.