IMG_0565

Para que él y ella puedan comunicar bien hay algo fundamental que nada tiene que ver con la locuacidad o buenas artes de oratoria.

Me refiero a la escucha. Escuchar con interés, tratando de empatizar…Así si que conseguimos eso de lo que hablábamos la semana pasada: desaguar, descansar en el otro. Es necesario escuchar con orejas y procesarlo muy dentro. Tratando de entender por qué precisamente ahora me habla de esto y además de esta manera…con esta intensidad o en ese estado de ánimo. Y después pregunta para asegurarte que has entendido y además transmitir atención e interés…. y a continuación, sigue escuchando. Eso es como dar un fuerte abrazo de acogida.